domingo, 18 de abril de 2010

A veces se crece. Se deja de ser niño cuando muere una ilusión.

Cuando eso pasa queda acostumbrarse.

Ponerse a dibujar o salir a correr en el tráfico del mediodía

Beber chocolate caliente e inflar globos hasta quedar adolorido

No pensar en los años

Ni mirar las arrugas ni las fotografías

No hay comentarios: