lunes, 30 de julio de 2012

La mesa. (Todo en un acto).

La mesa con su mantel largo, que toca la arena. La luna llena y una vela se reflejan en las copas, en el vino. Las olas rompen cerca.

La cena  esta fría. Hace dos horas que la sirvieron.

              Una pareja sin mirarse. Hablan poco. Nada que tenga que ver con la noche, con la luna, ni con ellos mismos.

Pueden sostener una conversación convencional, tal vez sobre el funcionamiento de los nuevos celulares. Muy corta.

El mira la luna, ella el mar.

No comparten la comida.

Son siempre planos, no se quejan. Nunca se tocan.
Se apresuran para terminar su cena. Para recoger la mesa prestada, los platos, las copas que aun tienen vino. El mantel, que alguno de ellos arrastra y dibuja una linea entrecortada en la arena.

Desaparecen.

No hay comentarios: